Obispos de Nicaragua denuncian descrédito y amenazas de muerte de parte del Gobierno y medios oficialistas

Martes, 22 Mayo, 2018 - 23:17
Monseñor Silvio Báez, obispo auxilar de Managua. LA PRENSA/U.MOLINA
"A pesar de estas amenazas, recordamos a los agresores que somos un cuerpo colegiado y que si se ataca a un obispo, se ataca a la Iglesia, y no renunciaremos a acompañar en esta hora decisiva a los jóvenes estudiantes de nuestra nación", dice el comunicado de la Conferencia Episcopal.
La Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) denunció este martes por medio de un comunicado el descrédito y las amenazas de muerte que están sufriendo algunos obispos, en especial, el Obispo Auxiliar de Managua, monseñor Silvio José Báez Ortega.
“Nos vemos en la urgente necesidad de informar a nuestro pueblo sobre el descrédito y las amenazas de muerte de las que estamos siendo objeto obispos y sacerdotes, particularmente nuestro hermano Monseñor Silvio José Báez Ortega, Obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, a través de distintos medios: ataques del gobierno orquestados a través de periodistas y medios de comunicación oficialistas y cuentas anónimas en redes sociales como Facebook y Twitter”, denunciaron los Obispos.
Los religiosos dejan claro, sin embargo, que no se dejarán amedrentar por las amenazas y que no renunciarán a acompañar a los jóvenes que piden justicia, democracia y la salida del presidente Daniel Ortega Saavedra. La Iglesia Católica  participa como mediadora del diálogo entre el gobierno y la sociedad, que se desarrolla mientras el país sufre tras el asesinato de 76 personas, víctimas de la represión en abril pasado.
“A pesar de estas amenazas, recordamos a los agresores que somos un cuerpo colegiado y que si se ataca a un obispo, se ataca a la Iglesia, y no renunciaremos a acompañar en esta hora decisiva a los jóvenes estudiantes de nuestra nación y a todo el pueblo nicaragüense, que bajo el azul y blanco de nuestra bandera han salido a las calles a reclamar sus justos derechos”, aclaran los Obispos.
El comunicado es firmado por monseñor Juan Abelardo Mata, portavoz del Episcopado y secretario de la Conferencia Episcopal. Báez había hecho referencia a estas amenazas el 21 de mayo pasado, a través de sus cuentas de Twitter.
En el documento, los líderes religiosos se permiten describir la realidad de Nicaragua. Los prelados expresan que la nación vive uno de los peores momentos de su historia. “Este pueblo atraviesa hoy una de las peores crisis de su historia tras la cruda represión por parte del gobierno de Nicaragua que trata de evadir su responsabilidad como principal actor de las diversas agresiones”.
Hasta el momento se han realizado tres sesiones del diálogo, la inaugural en la que participó Daniel Ortega, que fue encarado por los estudiantes por los crímenes, y las otras dos en las cuales el ejecutivo ha dicho que se necesita la estabilidad y que los manifestantes violan los derechos humanos del resto de ciudadanos del país que necesitan trasladarse a sus trabajos. Los funcionarios gubernamentales no se pronuncian sobre las víctimas de la masacre de abril pasado.
Los religiosos sostienen además que “sin embargo, ante algunos sectores sociales poco acostumbrados a la cultura del diálogo y ante los inmediatismos de los que quieren perpetuarse en el poder, nos vemos en la urgente necesidad de informar a nuestro pueblo sobre el descrédito y las amenazas de muerte de las que estamos siendo objeto”.
Sectores de la sociedad civil y estudiantes universitarios han planteado la necesidad de que Daniel Ortega y Rosario Murillo, la pareja presidencial, salgan del poder a lo inmediato.